La pintura patriótica de Jan Matejko

Matejko_Self-portraitJan Matejko (1838 – 1893) es uno de los pintores polacos más célebres, conocido sobre todo por sus emblemáticos cuadros en los que relataba hechos destacados de la historia de Polonia. Hijo de un checo emigrado a Galitzia y de una dama de familia germano-polaca, Matejko pasará toda su vida en Cracovia, el gran centro cultural de los polacos incluso durante el siglo y medio que duró la ocupación del país.

Según Matejko, era imposible separar el arte del amor hacia la patria, siendo éste una manera de servirla. El artista tenía, por lo tanto, la responsabilidad de ofrecer su obra como herramienta para difundir entre el pueblo polaco valores patrióticos, así como enseñarle su dignidad nacional, cruciales para una nación inexistente en el mapa y repartida entre sus poderosos vecinos (Rusia, Prusia y Austria).

Tal convicción se puede ver claramente en los cuadros de Matejko, entre los que podemos encontrar representaciones de, por un lado, los eventos que dirigieron a Polonia a su declive y partición, y por otro lado, de acontecimientos gloriosos. Entre sus obras maestras podemos destacar:

Jan_Matejko,_Stańczyk

Stańczyk (1862)  – Museo Nacional de Varsovia – representa al famoso bufón Stańczyk (un personaje histórico real) durante un baile en la corte renacentista de la reina Bona. Le vemos melancólico, puesto que le acaban de llegar noticias sobre la caída de Smoleńsk en manos de Rusia (1514). La imagen contrasta con la fiesta que se celebra al fondo, donde los nobles polacos festejan despreocupadamente.

Kazanie_Skargi

Kazanie Skargi (1864) – Museo del Castillo Real de Varsovia – nos enseña una escena en la que el famoso jesuita y teólogo Piotr Skarga pronuncia un exaltado sermón. El artista quiso mostrar las diferentes actitudes de la audiencia frente a las sabias palabras del predicador, desde quienes le prestaban atención hasta quienes le despreciaban y se aburrían. Merece la pena fijarse en la expresión indiferente de Segismundo III Vasa, rey de Polonia desde 1587 hasta 1632, retratado en el centro.

Rejtan_at_Sejm_of_1773_by_Jan_Matejko,_1866.png

Rejtan – Upadek Polski (1866) – Museo del Castillo Real de Varsovia – retrata la dramática protesta de Tadeusz Reytan, noble polaco y miembro del Sejm (parlamento polaco), frente a la primera partición de Polonia en 1772.

Jan_Matejko,_Bitwa_pod_Grunwaldem

Bitwa pod Grunwaldem (1878) – Museo Nacional de Varsovia – es la representación de una de las mayores batallas de la historia medieval polaca (1410), durante la cual se enfrentaron en Grunwald las fuerzas polaco-lituanas contra las de la Orden Teutónica, que ocupaba gran parte del norte del país. Fue asimismo una de las victorias más gloriosas de Polonia, ya que puso freno a la expansión de los caballeros teutónicos hacia el interior polaco.

Matejko_Christianization_of_Poland

Zaprowadzenie chrześcijaństwa (1889) – Museo Nacional de Varsovia – escenifica la evangelización del pueblo pagano de los polanos, llevada a cabo por el primer príncipe polaco, Mieszko I (Miecislao I) y su esposa Dobrawa. El soberano es conocido sobre todo por unificar las distintas tribus eslavas, para lo cual no dudó en bautizarse como católico, hecho acaecido en el año 966, y que supuso el nacimiento de Polonia como nación.

Konstytucja_3_Maja

Konstytucja 3 maja  1791 roku (1891) – Museo del Castillo Real de Varsovia – muestra la agitada proclamación de la Constitución del 3 de mayo de 1791.

Como podemos ver, contemplar los cuadros de Matejko es como ser testigo de los principales acontecimientos históricos de Polonia. Sus obras son dramáticas, llenas de acción y pintadas con gran realismo. En la inmensa mayoría de sus pinturas el artista retrata escenas panorámicas en las que se reúne un amplio grupo de personas, además de jugar con la iluminación y el color como modo principal de expresión artística.

Jan Matejko fue maestro de los pintores más influyentes del modernismo, entre los cuales hay que distinguir a Stanisław Wyspiański y Jacek Malczewski. Sin lugar a dudas,  y merced a su impresionante obra, no es de extrañar que en el mundo del arte se considere a Matejko como el más grande de los pintores polacos de todos los tiempos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.